—¿Y que te trajo aquí? 

¿Que es lo que hace tan especial este lugar para ti?

De pequeño este lugar siempre fue mi refugio, mi puerta de escape hacia un mundo mágico y el medio para alcanzar esos reinos mágicos siempre fue mi caballo alado; Los libros. 

Tiempo después, me hice grande, la vida fue pasando y con ello las vivencias del día a día. Pero siempre miraba de reojo aquella tierra llena de historias y personajes maravillosos. 

Un día, pasado el tiempo, conocí a alguien, una mujer, que a mis ojos, acostumbrados a los mundos mágicos que había leído desde niño, siempre fue una Sirena. 

Una media diosa que el cielo había desterrado en la tierra y que por alguna razón que solo pueden entender las gentes que viven en los libros, aquellos dioses, sin entender aún como, habían puesto en mi camino a la mujer de mi vida. 

Un día, cuando ella era un sueño hecho realidad, después de una noche mágica y un despertar más mágico aún si cabe. Le enseñe este lugar a aquella mujer

Aquella mañana, decidí llevarla a mi rincón secreto, mi mundo mágico. A mi Narnia particular. 

Y la traje aquí, a Sant Antoni, a este mercado que para otros quizás solo serán libros amontonados que acumulan años y polvo. 

Pero para mí siempre fueron la sala de espera, la encrucijada que abría las puertas a miles de mundos ocultos entre sus paginas.  

Ella quedó maravillada, se que aquel regalo le encantó porque tiempo después, una vez que su mundo la reclamó y desapareció en el horizonte del Mar, su espíritu, su fantasma siguió visitándolo. 

Por eso, a tu pregunta de que hace tan especial este lugar para mí, mi respuesta siempre será 

Los libros, la magia y el fantasma de una mujer. 

Daniel M. Givaudan 
#Escribiendo #unaBuhardillaEnParis #Dmgivaudan
#MercatdeSantAntoni

Spread the love